Sabiodato:

Las ventas de Apple, cuesta abajo

A pesar de los inconvenientes de sus rivales, las ventas no paran de bajar

1457148121_256670_1457148607_noticia_normal

Cuando uno crea una empresa y comienza a trabajar día a día en ella para obtener los mejores resultados, sabe que a pesar de que en algún momento se llegará a buenos resultados, también los malos pueden aparecer, y en esos momentos es en donde uno debe poner más fuerza de voluntad para afrontarlo y salir adelante. Es más, toda empresa va a pasar por este momento, tarde o temprano, y esta vez, luego de 15 años sin terminar un año fiscal sin pérdidas, Apple vuelve a caer en los beneficios e ingresos, además de que las ventas de su teléfono iPhone, siguen cayendo luego de varios meses, a pesar de que los pronósticos eran aún peores.

apple

Lo que sucedió fue que durante una época certera, la mitad de año, los ingresos bajaron drásticamente, y a diferencia de los meses anteriores, donde se podía ver que las expectativas, que si bien no eran muy buenas, eran superadas con tranquilidad, durante la mitad del año se registraron tales pérdidas que no se veían desde el año 2001, algo increíble para una empresa que está acostumbrada a generar la mayor cantidad de dinero posible.

apple-1200

Y más raro es aún cuando nos ponemos a pensar que su máximo rival, Samsung, sufrió pérdidas de 10 mil millones de dólares debido al gran incidente que ocurrió con sus baterías de los nuevos Samsung Galaxy Note 7, que explotaban sin razón aparente y los cuales debieron ser retirados en su totalidad (2,5 millones de unidades) del mercado, ya que representaban un peligro para sus usuarios. Con esto en mente, uno pensaría que Apple se vería favorecida en esto, ya que varios usuarios se replantean a dónde ir, y la mejor opción sería la empresa del logo de la manzana. Pero esto no fue así, y las ventas, a pesar de estar en estos momentos en alza, no fueron las esperadas y terminaron con una racha de años a puro beneficios e ingresos en Apple, algo que seguramente no caerá bien en las oficinas centrales de la empresa, donde además, seguramente se estará planeando la próxima jugada para sacar ventaja del accidente ya nombrado de Samsung.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*